Son domucumentos que pueden salpicar y al régimen actual no le interesa más manchas de las que tiene por bandera y record de la corrupción.